Camino de Santiago más fácil

Camino de Santiago más fácil

Muchos hablan que el camino de Santiago más fácil es el que realizaron en una determinada época del año. Pero esto suele ser una opinión sin objetividad y carente de solidez. Hablamos de puntos de vista variados en donde la sensación del camino poder fácil para uno y no para otros.

La verdad gira en torno a cómo desarrollemos la ruta, nuestra condición física, los servicios que contratemos y los que existan en el camino seleccionado. Es un tema difícil de llevar teniendo en cuenta tanta información y caminos disponibles.

Pero realmente hay rutas que pueden ser más fáciles que otras si decidimos que así sea. Unos buenos consejos para el camino de santiago, un paso suave, un buen equipo, alimentación adecuada, un descanso correcto y el ánimo puede hacer que sea más fácil.

¿Cuál es el camino de Santiago más fácil?

A pesar de los diferentes comentarios y opiniones de peregrinos, el camino de Santiago más fácil es el que parte desde Sarria. Este es considerado por todos como el más sencillo. Esta ruta forma parte del Camino de Santiago Francés en su etapa 29.

Una de las razones es que apenas son 110 km de distancia y la ruta es suave. En solo cinco días llegaremos a la Catedral de Santiago de Compostela como si no hubiésemos hecho la ruta.  Sus 5 etapas tienen en promedio unos 20 o 23 kilómetros de distancia que se hacen entre 6 y 8 horas diarias.

Con esto evitamos madrugar o descansar poco para continuar al día siguiente. Si partimos a las 6 de la mañana al medio día estaremos en el siguiente poblado. Con esto garantizamos toda una tarde de recorridos agradables y visitas en la localidad.

En bicicleta el Camino de Santiago Francés es la mejor ruta, se realiza en aproximadamente 200 km que no es nada exigente. Pero se recomienda que sea partiendo desde León que es la etapa 19 de la ruta en bici. Además, ambas rutas, a pie o en dos ruedas, se contempla un paisaje hermoso.

Camino de Santiago más fácil para principiantes

La fiebre de nuevos visitantes que buscan vivir la experiencia como peregrino en el camino de Santiago incrementa cada año. Es conocido por todos que hay diferentes rutas que varían en etapas, kilómetros, exigencias y tiempo.

Para quienes buscan vivir esta experiencia por primera vez es necesario que busquen el camino de Santiago más fácil para empezar. Cuando vean cómo es vivir esta ruta podrán incrementar los caminos y ampliarlos.

Aquí lo importante es elegir con conocimiento y pruebas fiables para que no sea traumático el camino para un principiante. Ya sea sin entrenar o con entrenamiento es necesario comenzar por lo más suave. En esta ruta de peregrinación no buscamos demostrar condición física o rendimiento.

El camino de Santiago no es un reto deportivo para nadie a pesar de que muchos activos del ejercicio lo han tomado para eso. Esta vía es para conmemorar a nuestros ancestros quienes hacían el camino diariamente. El objetivo es conocer el templo de Santiago de Compostela y ver dónde están los restos de un gran apóstol y mejorar la fe cristiana.

La mejor ruta del camino de Santiago para un principiante

Si estamos claro cuál es la meta y objetivo de realizar este camino, procedemos a elegir la mejor opción. Dentro de las 10 rutas oficiales que cuentan con los servicios y comodidad que requerimos, resaltan tres caminos de Santiago más fácil para principiantes.

Se trata del Camino del Norte, el Camino Portugués o el camino primitivo. Ahora bien, ¿con cuál de los tres caminos debemos iniciarnos? ¿Cuál es el más fácil de los tres? Elegir al azar de entre estos tampoco es recomendado. Hay consideraciones y factores interesantes que nos ayudan a inclinarnos por la mejor opción

Pero tranquilo, no son factores de vida o muerte sino de disfrute y confort. A pesar que son los más fáciles ofrecen opciones muy diferentes entre sí que hacen que cada uno sea más especial que los otros.

También está el factor distancia y tiempo entre tramos de cada etapa. Sabemos que la meta es Santiago de Compostela y si lo hacemos, pero primera vez en una cantidad de días más corto para que se ajusten al período que tienes disponible.

Planifiquemos el camino de Santiago

Partiendo de los tres caminos ya conocidos y clasificados debemos hacer una evaluación y planificación de la ruta. Dentro de los servicios que ofrecen en cada camino está el de hacer a pie, en bicicleta, con soporte desde un coche o con traslado de mochila.

Cada atención se ajusta a diferentes tipos de usuarios, como principiante y si eres muy enérgico, te recomiendo hacerlo a pie y con transporte de mochila. Ahora bien, cada planificación es completamente personalizada y varía en función al visitante. Te recomiendo leer ¿Qué camino de santiago hacer?.

Existen entidades que puede realizar esta labor por ti, solo debes indicar algunas variables y exigencias para que se cree la ruta ideal. En internet hay configuradores de planificación para el camino de Santiago que son muy potentes y te ayudan a organizar el camino de santiago.

¿Cómo hacer el camino de Santiago más fácil?

Más allá de la ruta que elijamos está en nosotros hacer el camino de Santiago más fácil. Para eso hemos preparado algunas Ideas para hacer el Camino de Santiago mucho más fácil.

El equipaje

Si hacemos la ruta a pie es necesario saber que el equipaje debe ir lo más ligero posible. Empacar lo esencial es vital entre rendir o rendirse en el camino. Esto si optas por no pagar el servicio del camino de Santiago sin mochila.

Lo que se recomienda es un peso equivalente al 10% de nuestro peso. Es decir, si pesamos 70 kg la mochila debe pesar 7 kg. Dentro de lo esencial para mantener un peso estable y acorde a la teoría debemos empacar:

  • Calcetines de algodón
  • Un calzado cómodo y resistente (podemos llevar un par de reemplazo)
  • Chanclas para la hora de ducharse
  • Ropa que abrigue pero que no pese
  • Pantalones versátiles que se puedan cambiar de largos a cortos
  • Pocas camisetas porque en el camino las podemos lavar
  • Ropa interior suficiente
  • Artículos de aseo personal
  • Impermeables
  • Ropa de dormir (mantenerla siempre seca)

El botiquín de primeros auxilios es fundamental. Llevar lo que podría ayudarnos a prestar un servicio de atención inmediata. También algún utensilio útil como cuchillo, linternas, tapones de oído, entre otros. Como dato interesante llevar una bolsa hermética grande para colocar nuestra ropa y evitar que se moje.

La alimentación

Partimos de la hidratación como elemento fundamental a llevar en cada etapa. También contar con frutos secos que nos den energía para continuar. Alternamos con barras energéticas, azúcares o alimentos deshidratados que no generen peso y sean fáciles de digerir.

La fruta, el chocolate y huevo duro son opciones para llenar de carbohidratos nuestro cuerpo. Recordemos que estos caminos demandan mucha energía que proviene de estos alimentos.

Es recomendable comer pesado cuando sabemos que vamos a detenernos por largas horas. Es mejor comer fuerte cuando ya no tendremos actividades a pie o bicicleta por el camino.

Datos interesantes para el camino

Lo primero es quitarnos de la mente que nos aventuramos a un camino traumático y difícil de lograr. Es necesario tener a nuestro cerebro como aliado y no como enemigo. No se trata de una competencia, por eso recomendamos hacer cada ruta o tramo de la manera más simple y ligera.

No ganaremos un premio ni muchos menos una condecoración si llegamos con más ampollas o cansancio. Se trata de disfrutar el camino tan mágico y maravilloso que nos ofrece la naturaleza y teniendo claro el objetivo final, Santiago de Compostela. Conoce estos grandiosos tips para hacer del camino de Santiago más fácil de realizar:

  • Preparémonos físicamente antes de comenzar cada recorrido, esto lo hacemos con calentamiento y estiramientos previos
  • Evitemos rozaduras en la entrepierna u otras partes utilizando aceite de romero o vaselina
  • Preparemos todo la noche anterior para no perder tiempo en la mañana y descansar un poco más
  • Beber agua cada par de hora así no tengamos sed
  • El descanso es fundamental antes y durante el recorrido. Evitemos la fatiga o dolores en el cuerpo
  • Sigue tu propio ritmo, jamás hagas la ruta de otro porque no todos resistimos y rendimos igual
  • Una terapia en los pies de agua tibia con sal es muy relajante
  • Opta por los diferentes servicios que ofrecen en cada camino como el traslado de mochila, viajar en coche o caballo. Se trata de disfrutar no de pasarla mal.
  • Si optas por viajar con tu mascota, no olvides revisar como hacer el camino con perros.

Para quienes tienen la cultura de ser veganos en el Camino de Santiago hay buenas ofertas culinarias. A pesar de llevar su propia alimentación, es bueno saber que hay opciones en la ruta.

Por otra parte, un buen dato sería contratar el alojamiento con anticipación. Las Casas Rurales suelen estar al 100% de ocupación durante el verano. Evaluemos todas las opciones disponibles y elijamos la mejor ruta.